Mission acomplish

Cuando comenzamos con la tarea de acomodar todos los juguetes de los niños, pensaba que nos esperaba  una tarea titánica e imposible, y dudaba de que en dos días pudiéramos terminar a tiempo para cuando lleguen mis suegros. Así que ayer después de ir a la revisión con el pediatra, al super y de comer, comencé a reacomodar todo con ayuda de JM. Y vuelvo a confirmar el diagnóstico de mis hijos: tienen empacho de tanto juguete!!! Si los ven no juegan con ellos, pero en cuanto comenzamos a moverlos no paraban de decir: quiero jugar con eso!!!

Por supuesto que para acomodar las enormes cajas de los juguetes tuve que mover cosas y saqué algunas que ya no se van a usar y que la chica que me ayuda se llevó encantada; no es nada sano tener complejo de ratón de iglesia: guardar todo por si lo puedes usar más adelante, claro que si tienes una mega casa con un sótano enorme para guardar cosas puedes darte el lujo de tener muchas chivas guardadas.

Ahora sólo falta que ponga los peluches encima de un librero, no sea que quieran acompañar a mis suegros por la noche. Así que como dice Pat: Mission acomplish Yeah... Sure

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *